iFixit deja de colaborar con Samsung por dificultades en reparación y costosas piezas de repuesto

Siempre que adquirimos un dispositivo, queremos asegurarnos de que tenga una larga vida útil. Dispositivos como los teléfonos inteligentes o los ordenadores portátiles son propensos a dañarse con facilidad, ya que una simple caída puede dejarlos inservibles. Por ello, es fundamental conocer el nivel de reparabilidad de los mismos, ya que esto determinará lo sencillo o complicado que resultará cambiar componentes. En el caso de los teléfonos móviles, por lo general, si se rompen hay que pagar por su reparación, lo cual puede ser costoso, especialmente en marcas como Apple, donde las reparaciones pueden ser muy costosas. No obstante, no solo Apple es caro en este sentido, sino que los dispositivos de Samsung también entran en esta categoría, lo cual llevó a iFixit a terminar su colaboración con la marca.

Para quien no esté familiarizado, iFixit es una empresa que se dedica a desmontar dispositivos como teléfonos móviles, ordenadores portátiles y otros aparatos electrónicos, ofreciendo guías de reparación y venta de piezas de repuesto. Durante años, ha sido una fuente de ayuda para aquellos interesados en conocer cómo se desmontan y reparan los componentes de un dispositivo antes de adquirirlo. El índice de reparabilidad de iFixit nos brindaba una perspectiva clara al respecto, evitándonos la necesidad de buscar en foros, páginas web o videos de YouTube.

iFixit pone punto final a su colaboración con Samsung, alegando que sus dispositivos son complicados de reparar y que las piezas de repuesto son muy costosas

A pesar de ser expertos en reparación de dispositivos, iFixit concluyó que tanto Apple como Samsung presentaban numerosas complicaciones. Si alguna vez has presenciado la reparación de un iPhone o un iPad, seguramente habrás notado lo engorroso que resulta desmontarlo y sacar los componentes. Por ello, no es de extrañar que iFixit otorgara calificaciones bajas en este aspecto. Lo mismo sucede con los dispositivos Samsung Galaxy, los cuales se consideran difíciles de desmontar y reparar.

Hoy nos enfocamos en Samsung en particular, ya que iFixit ha decidido suspender su colaboración con la marca, argumentando que la reparación de sus dispositivos es sumamente compleja y que las piezas de repuesto son excesivamente costosas.

Los últimos dispositivos Samsung Galaxy han obtenido calificaciones de 3/10 y 4/10 en el índice de reparabilidad

Samsung-Galaxy-S24-Ultra-diseño

Si examinamos la web de iFixit, podemos observar que los dispositivos Samsung Galaxy presentan índices de reparabilidad comparables a los iPhones. Modelos antiguos como el Galaxy S10 obtuvieron una puntuación de 3/10, al igual que el S20 Ultra, el S22 y el S22 Ultra. La única mejora la encontramos en el Galaxy S23 Ultra, que logró incrementar ligeramente su calificación a un 4/10. A modo de comparación, los iPhones antiguos solían obtener un 6/10, lo cual es bastante aceptable, mientras que los iPhone 14 y todos los modelos de iPhone 15 obtuvieron un 4/10.

Las piezas de repuesto de Samsung no solo son costosas, lo cual dificulta la viabilidad del negocio, sino que además solo se les permite vender 7 piezas por talleres de reparación y trimestre. Ante estas restricciones, resulta comprensible que la actividad comercial no fuera sostenible. Sin embargo, esta situación representa una gran pérdida para los clientes, quienes podían adquirir las piezas de repuesto en iFixit a precios mucho más bajos. Por ejemplo, una batería del Galaxy S22 tiene un costo de $22.99 en iFixit, mientras que la original tiene un precio de $159.99.

En Grupo MET podemos ayudarte a implementar esta y muchas mas herramienta para optimizar tu trabajo. ¡Contáctanos para saber más!

Contactanos